El rol del ingeniero biomédico

¡Hola a todos!

Hacía muchísimo que no escribía un nuevo post, y creo que con el inicio de este 2019 ya tocaba 😅.

Hoy voy a escribir un poco acerca del rol del ingeniero biomédico y del futuro de esta increíble profesión que cada vez va adquiriendo más importancia en nuestro país.

En la segunda mitad del siglo XVIII y principios del XIX la sociedad vivió una profunda revolución tecnológica a través de las máquinas de vapor, que transformó completamente nuestra forma de vida, nuestras ciudades, las relaciones políticas y económicas y, en general, todas las facetas de la sociedad de la época, y cuyos cambios continuaron perfeccionándose durante el siglo posterior.

En el primer tercio del siglo XX la sociedad volvió a experimentar otra gran revolución, esta vez en los medios de transporte, gracias a la introducción de la aviación y la creación de una densa red de transporte por carretera, incrementando y mejorando de una manera exponencial la movilidad de largas distancias.

En la segunda mitad de este mismo siglo, el turno fue para las comunicaciones y las tecnologías de la información, motivada por la invención del transistor. La creación de internet cambió y sigue cambiando la forma en la que nos comunicamos y accedemos a la información, y cuyas consecuencias sociales están aún por determinar.

En definitiva, como buen analista de datos, podemos sacar la conclusión de que cada vez se producen cambios más rápidamente, y sus consecuencias en la sociedad se producen cada vez en menos tiempo.

Si desde la segunda mitad del siglo XX nos encontramos en la fase de desarrollo de las tecnologías de la información, ahora nos hallamos inmersos en la fase de revolución de las ciencias de la vida. Estos cambios vienen desencadenados por avances en los ámbitos de la biología, la biotecnología y la medicina, y sus aplicaciones en los procesos productivos, y que han sido posibles gracias a la miniaturización de los dispositivos e instrumentos de laboratorio y de diagnóstico, los sistemas de control y el análisis de datos, y que implican retos en diversos ámbitos como la alimentación, la salud, el medioambiente, la sociedad…

En este contexto es dónde los ingenieros biomédicos jugamos un papel fundamental como desarrolladores de esta tecnología que hace posible dicha transformación. La ingeniería biomédica se presenta como una apasionante profesión en la frontera del conocimiento entre varias disciplinas, una realidad del presente, no del futuro, que contribuye a la mejora de la calidad de vida de las personas y del planeta. Las perspectivas laborales son claramente crecientes y así lo demuestran diversos informes económicos, aunque aún desconocidas de forma general.

Quizá por estos motivos la ingeniería biomédica se haya convertido en una de las titulaciones más demandadas por los estudiantes en la actualidad, y una de las disciplinas con mayores retos que abordar, y que sin duda se traducirán en otra gran revolución de la historia del ser humano.

Please follow and like us:

Deja una respuesta

Cerrar menú
LinkedIn
Share